OFERTA QUE ES LA OFERTA MONETARIA

¿Qué es la oferta monetaria? Relación con el banco central y la creación de dinero

La oferta monetaria junto con la demanda monetaria son los componentes de la curva LM de la economía. Además, entender qué es la oferta monetaria, resulta de vital importancia para entender las decisiones del banco central y los bancos comerciales. Por tanto, será un concepto clave a la hora de invertir o tratar de entender el comportamiento de la economía.

En primer lugar, tenemos la expresión más genérica para definir qué es oferta monetaria. La misma, podemos definirla como el efectivo en manos del público (EMP)  más los depósitos en los bancos (D).

QUÉ ES LA OFERTA MONETARIA

Con esta expresión, estaríamos representando el total de dinero que hay puesto en circulación en una economía. Por otra parte, la oferta monetaria no es algo fijo. Sino que varía, en función de dos componentes relacionados con el efectivo en manos del público.

  • La base monetaria. Esta compuesta por el efectivo en manos de público (billetes y monedas) y las reservas bancarias. La misma, solo puede ser creada por el banco central.

QUÉ ES LA OFERTA MONETARIA

  • El dinero bancario o depósitos. Este está formado por el dinero que generan los bancos a través del crédito (Cr). Además, la creación del mismo estará limitada por la cantidad de reservas con las que cuenten. Un poco más adelante, lo entenderás mejor.

A continuación, vamos a desgranar aún más todos los componentes y elementos que intervienen en la oferta monetaria. Concretamente, veremos cómo es la creación de base monetaria y en qué consiste el dinero comercial. Una vez hecho, podremos explicar el proceso global de creación dinero. Entendido todo esto, comprenderemos perfectamente qué es la oferta monetaria.

La base monetaria y el banco central.

En la creación de base monetaria solo interviene el banco central. Por tanto, para poder entender cuánto y cómo decide crearla, deberemos estudiar qué es y las funciones del banco central. Posteriormente veremos los factores que determinan la creación y reducción del dinero por parte de este organismo.

El banco central es una institución pública. que en la teoría es independientemente del poder político. Además, los mismos deben contar con cinco funciones principales:

  • Canje de monedas: está obligado a cambiar divisas nacionales por extranjeras o viceversa, gestionando las reservas de divisas.
  • Banco de los bancos: guarda los depósitos a la vista de los bancos comerciales. Todos los bancos que cumplan una serie de requisitos, deben tener una cuenta en el banco central para poder operar en el territorio en que quiere realizar las operaciones. Además, los bancos comerciales pueden pedir préstamos al banco central.
  • Banco del gobierno: el gobierno mantiene una cuenta en el banco central y puede recibir préstamos del mismo. Además, mantiene parte de la deuda pública emitida por el gobierno.
  • Vigilancia de los niveles de liquidez de los bancos. los bancos comerciales están obligados a mantener una proporción de los depósitos como reservas. A esto se le llama coeficiente legal de caja. El mismo es establecido por el Banco Central.
  • Emisión de efectivo: emite monedas y billetes. Además, controla la oferta monetaria a través de una serie de instrumentos de política monetaria.

Para llevar a cabo todas estas funciones, encontramos que el banco central debe tener una determinada estructura. Esto, hace que a la hora de estudiar su balance, podamos simplificarlo. Donde la distribución de activo y pasivo, deberá seguir el siguiente esquema.

OFERTA MONETARIA

Esta estructura es la que le permite cumplir las funciones que debe llevar a cabo. Además, recordemos que es un ente público y cuenta con una legislación particular por sus peculiaridades. En definitiva, hace que tenga una serie de instrumentos y persiga unos fines, que los otros bancos no buscan.

El dinero bancario y la banca comercial.

A diferencia del banco central, los bancos comerciales persiguen únicamente el máximo beneficio para ellos y sus accionistas. Además, estos bancos no buscan aplicar políticas monetarias ni nada por el estilo. Pero aunque solo persiguen su propio beneficio, cumplen un misión fundamental. Ya que, es la encargada de canalizar el crédito. Es decir, lleva el dinero de aquellos que quieren prestar a cambio de un beneficio, a aquellos que necesitan dinero. En este proceso, los bancos suelen ganar dinero mediante los intereses. Es precisamente con los intereses generados, con lo que se crea el dinero bancario o comercial.

¿Por qué? Pues porque al conceder un crédito, el banco está prestando un dinero que no existe. Me explico, existe el dinero de reservas bancarias. Pero al solicitar un interés, el banco comercial solicita un dinero que no existe. Al ponerse estos intereses en el circuito bancario, estamos ante una auténtica creación de dinero.

A consecuencia de todo lo expuesto, los bancos comerciales cuentan siempre con la siguiente estructura:

OFERTA MONETARIA

Ahora que hemos visto la estructura de un banco comercial y su funcionamiento a grosso modo, vamos a explicar su manera de actuar detalladamente. En primer lugar, los bancos destinan los depósitos a las reservas bancarias (RB) y a la concesión de créditos (Cr). En conjunto, formarán los depósitos con los que cuenta el banco. Por tanto:

OFERTA MONETARIA

Si se les dejase, los bancos dedicarían en muchas ocasiones el máximo posible de su dinero a la concesión de crédito. Ya que es ahí, donde se encuentra gran parte de su negocio. Por ello, para asegurar la estabilidad financiera el banco central obliga a estos que cuenten con unas reservas obligatorias (RO). Esto lo hace, para evitar problemas de liquidez. El instrumento que usa para determinan las reservas obligatorias de los bancos comerciales, es el coeficiente legal de caja. Este último, consiste en un tanto por ciento (ρ) del total de los depósitos con los que cuenta el banco . Es decir:

OFERTA MONETARIA

Por otra parte, los bancos también pueden mantener reservas voluntarias (RV). La proporción de estas, depende positivamente del tipo de interés de redescuento del banco central (rBC). Este, es el tipo de interés que el banco central establece para sus préstamos. Cuanto mayor sea este, mayor será el porcentaje que dedique a reservas voluntarias. Ya que pedirle un préstamo al banco central si se queda sin liquidez, será más caro. Como en el caso anterior, estas son un porcentaje entre cero y uno. Además, al depender positivamente del tipo de redescuento, la primera derivada será positiva y mayor que cero.

OFERTA MONETARIA

En consecuencia podemos expresar las reservas bancarias; como la suma de las reservas obligatorias (RO), más las reservas bancarias (RB). Es decir:

OFERTA MONETARIA

Con esta expresión última expresión, conseguimos expresar cómo variarían las reservas bancarias de los bancos, ante cambios en el coeficiente legal de caja. Así como ante cambios en la proporción de reservas voluntarias.

Una vez hemos explicado las reservas bancarias, debemos explicar el otro componente de los depósitos de los bancos comerciales. El crédito es el otro componente que los bancos mantienen como activo frente a los depósitos. Como hemos mencionado antes, están limitados por los depósitos y las reservas bancarias. Por tanto, podemos expresar el crédito como la diferencia de depósitos y reservas bancarias:

OFERTA MONETARIA

Aunque no forma parte de la decisiones de los bancos, la cantidad de dinero que las personas deciden mantener en efectivo (EMP) afecta a las posibles decisiones de los bancos. Este es una proporción del dinero que tienen como depósitos los agentes. Es decir, una proporción entre cero y uno. Además, este valor es mayor a cero. Todo esto queda resumido en la siguiente expresión:OFERTA MONETARIA

Proceso de creación global del dinero

En este apartado, vamos a ver que sucedes cuando incorporamos todo lo aprendido a la base monetaria y posteriormente a la oferta monetaria. Con ello, seremos capaces de observar el proceso de creación del dinero.

Si variamos la expresión que encontramos al principio de este artículo sobre la base monetaria, podríamos expresarla teniendo en cuenta todos los factores que influyen en el misma. Es decir, como la suma del efectivo en manos del público (EMP), más las reservas obligatorias (RO) y las reservas voluntarias (RV).

OFERTA MONETARIA

Además, esta expresión la podemos expresar de una forma que refleje mejor la realidad. Para ello, descomponemos cada uno de los componentes de la base monetaria. Según hemos aprendido antes:

OFERTA MONETARIA

En este momento, tenemos explicada la base monetaria en función de las reservas obligatorias, voluntarias y la predisposición a tener el dinero en efectivo. Con ello, vamos a definir la oferta monetaria en función de estas variables. Por ello, debemos despejar los depósitos (D) de nuestra base monetaria. Ya que, deberemos sustituirla en la expresión de la oferta monetaria.

OFERTA MONETARIA

OFERTA MONETARIA

Una vez hecho esto y teniendo en cuenta la expresión del EMP, expresaremos la oferta monetaria en función de los depósitos (D) y el porcentaje de los depósitos que los agentes mantienen en efectivo (ξ).

OFERTA MONETARIA

Finalmente, sustituyendo nuestra expresión de depósitos en esta expresión, obtenemos la oferta monetaria nominal.  Esta siempre será mayor a la unidad. Ya que la base monetaria es igual a uno. Pero todo lo que está entre paréntesis, es el efecto de multiplicación de la base monetaria. Este sería el efecto que se da por la creación del dinero comercial. Este multiplicador monetario, también se puede resumir y expresar con la letra griega μ (ξ,ρ,r BC).

OFERTA MONETARIA

Por último, si dividimos la oferta monetaria por el índice de precios (P), obtendríamos la oferta real de dinero. Esto dejaría nuestra expresión con la siguiente estructura:

OFERTA MONETARIA

Ir arriba