SUPERAR EL FRACASO

Superar el fracaso – Discurso motivacional nº3

¿Es posible superar el fracaso? No conseguir lo que te propones y sentir que has fracasado en tus metas, es una de las situaciones que más ansiedad, miedo y desesperación generan en las personas. Muchas veces, pensamos que por el hecho de esforzarnos, ser buenas personas, cumplir nuestros horarios y ser constantes, somos merecedores de los frutos de la victoria. Sin embargo, no siempre tiene por qué ser así, ni debemos valorar nuestra vida según lo que consigamos o dejemos de conseguir. Pero como la vida se basa en una consecución de objetivos, debemos entender bien el fracaso y que hacer frente a él.

Tipos de fracasos

SUPERAR EL FRACASO

Por un lado, están aquellas personas que se esfuerzan poco o nada y fracasan. Se quejan mucho de lo difícil qué es algo y el grado de esfuerzo necesario para conseguirlo. Pero no hacen nada por tratar de alcanzar sus metas. En estos casos, estamos ante una relación directa entre el esfuerzo personal y los resultados obtenidos. Si este es tu caso, no se trata de aceptar el fracaso, sino de cambiar los hábitos y comprometerte realmente con tus sueños y objetivos. Ya que debes preguntarte, ¿Cuánto tiempo estas dispuesto a seguir engañándote? Porque solo la respuesta a esa pregunta, te dirá si algún día lograrás tus metas.

Por otra parte, tenemos el fracaso que no tiene nada que ver con el esfuerzo y el compromiso de una persona. Ya que, el éxito en nuestros proyectos a veces no se corresponde con todo el esfuerzo que hayamos puesto en ellos. En ocasiones, podemos ver como tras innumerables esfuerzos, fracasamos en aquello que tanto empeño y energía hemos puesto. En estos casos, tendrás ganas de abandonar y dejar aquello por lo que estas luchando. Incluso, puedes llegar a pensar que es mucho para ti y nunca serás capaz de conseguirlo.

La decisión de triunfar

En los momentos de derrota, es cuando nacen los triunfadores que se elevan por encima del resto. Es cuando puedes elegir transformarte en una leyenda, o en una historia inacabada que nunca brilló. Ya que los campeones no nacen en la victoria, nacen de la derrota.

Al final, todo triunfador se da cuenta que sus derrotas son su mayor tesoro. Estas le dan forma y lima las asperezas de su carácter y actitud. Donde tras recorrer todo el camino, acaban brillando como piedras preciosas. Es a partir de esas derrotas y la capacidad de sobreponerse a ellas, que se forman personalidades decisivas que focalizan una vida hacia la máxima de las plenitudes, la virtud. A veces, incluso cambian el rumbo mismo de la historia.

Cuando el tiempo pase, y el inexorable paso del tiempo haga de tu vida un recuerdo, lo único que quedarán serán aquellas grandes batallas que libraste. Da igual que las hayas ganado o perdido. Pero serán, estas las que influyan sobre los demás y le digan al mundo quién eres, quién fuiste y qué legado has dejado en este mundo. Pero debes tener siempre presente que un legado, no solo son victorias o derrotas. El legado que dejes será una actitud y un estilo de vida que vas a regalar a tus hijos, familiares, amigos y al mundo.

TRIUNFO SUPERAR EL FRACASO

¡Ser invencible!

Si bien lo importante no es ganar o perder, es verdad que el fracaso nos detiene y frena en seco a muchos de nosotros. Por tanto, es esencial que aprendas a luchar contra él. Ya que si no, puede que te quedes paralizado. Por ello, si quieres lograr grandes gestas, debes abrazar el fracaso como si fuese una parte de ti. Es más, debes buscar siempre ese punto crítico que te hace colapsar hacia el fracaso. Para a partir de este, tocar tus límites y avanzar siempre más allá. Porque sobreponerte al fracaso y los límites, será lo que te convierta en una personalidad arrolladora que no se encuentre limitada por nada. ¡SERÁS INVENCIBLE!

COPIA DE LUZ SUPERAR EL FRACASO
Ir arriba